Make your own free website on Tripod.com

Todo movimiento originado por la juventud siempre tiende a caer en un idealismo utópico o en la ingenuidad, el gótico, como género hijo del rock, no es la excepción.
La intención de muchas bandas hoy en dia no es hacer música, sino hacer gótico, parece que la música para muchos no es más que un medio para elevar consignas y afirmar una identidad, supuestamente individual. En realidad la intención es ser aceptado por un grupo, ser parte de una "identidad colectiva" (!?), esa aceptación se basa en el uso de códigos similares, y es en esta empresa donde la identidad real (individual) se pierde. El individuo es coaccionado por una colectividad para perder su propia identidad, perderse a si mismo. Es patético encontrar cantidad de paginas en Internet (por ejemplo) con las mismas frases aprendidas, las mismas posturas, los mismos clichés, gente que cree encontrar identidad buscando en el pasado, imitando y representando. Mi intención con todo esto no es condenar al gótico,...cómo hacerlo cuando ésta es música que amo! , y cuando mi trabajo con THE QUESTION bien puede ser considerado como tal; todo lo que pretendo es abrir los ojos a más de uno, que aún cree en el gótico como un movimiento puro,"real", ajeno a lugares comunes, maduro y con un fondo conceptual íntegro.
Afortunadamente sigue existiendo gente dentro del considerado "movimiento gótico", con mas intereses que agitar de por vida una bandera. Dos de las bandas que aparecen en esta edición de EL LABERINTO son fieles muestras de ello: BLACK TAPE FOR A BLUE GIRL y DEATH IN JUNE. Cada una con planteamientos muy diferentes, cada una con propuestas conceptuales lejanas una de otra, sin embargo ambas bandas han navegado en los territorios del gótico desde sus comienzos, a pesar de todos los cambios que han sufrido; y ellos no son los œnicos, dentro de cada sub-género contenido en el gótico, siempre han existido bandas verdaderas. GOTICO (en mayúsculas) sin necesidad de colocar la palabra "gothic" en el titulo de cada tema. Alguien ya me odiara por lo que acabo de decir, pero aclaro que no es mi idea atacar a nadie, el punto es muy simple: quien pretende afirmar todo el tiempo su lugar dentro de una escena, no consigue mas que caer una y otra vez en el clich*, en este caso, el conocido y aburrido cliché gótico.
Cada día nacen bandas con la premeditada intención de ser una "banda gótica", elaboran su sonido de una manera tan racional que se vuelven evidentes y comunes, pero existen casos en que una banda, aœn desarrollando un sonido ya explorado, le imprimen identidad y un fondo conceptual diferente, más personal, es el caso, por ejemplo, de los MERRY THOUGHTS, para quien los ha escuchado, no sera difícil aceptar que el sonido de los SISTERS OF MERCY esta muy presente en ellos, sin embargo los MT son œnicos, si bien sus influencias se hacen muy obvias, el resultado es contundente. Tambien me viene a la mente el caso de la extinta banda GARDEN OF DELIGHT*, rock gótico al 100%, de nuevo la influencia SISTERS/NEPHILIM, pero el resultado............increible!, GOD es una de las bandas con una propuesta conceptual mas pura, influenciados cláro (como todos lo somos), pero no contaminados.
Dejando el aspecto puramente musical y entrando a tratar el lado conceptual de las bandas, el problema es el mismo, en el gótico se volvio norma general el hablar de vampirismo y fetichismo, y no es que esto esté mal, para nada!, pero si lo es el hecho de convertirse esto en argumento irrefutable para "demostrar oscuridad" (por lo visto, el mayor interes de muchas bandas hoy en dia). Negar nuestras influencias es imposible, somos el resultado de todo aquello que nos impresiona, pero sólo en la medida en que la personalidad propia esté presente en medio de ese híbrido, solo así seremos nosotros mismos, y si lo somos, nuestro arte serý real. Necesitamos usar las influencias como punto de partida, pero evitando ser manipulados por ellas mismas. Es necesario conservar una visión objetiva, y aceptar que el gótico (por mas que nos guste) está enfermo, como todo en este mundo absurdo.

Comma